Saltar al contenido
Buscar

¿Cómo usar un taquímetro topográfico?

taquímetro topográfico

compartir

Todos los trabajos de campo que se realizan para llevar a cabo un levantamiento topográfico consisten, en esencia, en medir ángulos y distancias. Y además hay que hacerlo con gran precisión. Por eso saber cómo usar un taquímetro topográfico es clave. Un levantamiento taquimétrico es el conjunto de operaciones necesarias para representar topográficamente un terreno sobre plano (planimetría y altimetría). Constituye el primer paso para cualquier trabajo técnico ya sea estudio previo, redacción de proyecto técnico, inicio de obra, por poner algunos ejemplos.

Un taquímetro topográfico es un instrumento que permite medir rápidamente ángulos, distancias, posiciones relativas y elevaciones de objetos distantes con gran precisión. Además permite calcular el desnivel (la diferencia de cota entre el punto de visado y el de estación). Por eso es un instrumento básico para levantamientos topográficos, en ingeniería y obra civil.

¿Cómo usar un taquímetro topográfico?

La metodología de trabajo es muy sencilla. Un taquímetro topográfico está compuesto por dos elementos. El limbo vertical y horizontal (círculos graduados) que sirve para hacer las medidas y un anteojo, que nos permite visualizar el punto a medir. Además, los diseños actuales (taquímetros electrónicos o estaciones totales) incorporan unos distanciómetros con los cuales, sirviéndose de un prisma o diana reflectante, realizan automáticamente la medición de distancias.

 

  1. Se coloca el taquímetro en el terreno

Para manejarlo cómodamente y correctamente hay que seguir unos pasos. El instrumento debe estar a la altura del operador. Para ello se utiliza el trípode. Este debe estar bien nivelado y para ello el taquímetro cuenta con un nivel esférico para saber cuándo está colocado correctamente.

  1. Observaremos el punto deseado mediante el anteojo

La dirección visual será la dirección del punto a medir, definida, gracias a la lectura del ángulo horizontal y del ángulo vertical. El taquímetro gira alrededor del eje principal describiendo un movimiento de rotación para situarse en diferentes direcciones en el plano horizontal; y el anteojo puede girar sobre el eje secundario para visar a diferentes alturas en un plano vertical. Estos aparatos además de las lecturas de ángulos también nos permiten conocer la distancia a la que se encuentra el punto.

  1. Medición

Hay que girar el taquímetro topográfico en horizontal hasta colocarlo en la dirección deseada. Al mirar a través del ocular veremos un retículo: disco de vidrio que lleva grabadas unas líneas en forma de cruz. El centro de esta cruz deberemos hacerla coincidir con el punto que deseemos medir. Entonces se pulsa un botón y el instrumento nos mostrará la información en la pantalla a la vez que la almacena en memoria.

 

Este instrumento se debe manejar con cuidado, aflojando y apretando los tornillos de presión y de coincidencia solo lo necesario para no vencerlos. De igual manera hay que evitar golpes y raspaduras en los lentes. Por ello es importante que sea manejado por profesionales. Así conseguirá incrementar la productividad, confianza, fiabilidad y obtener una excelente calidad en la medición.

En Global Mediterránea y Geomática somos expertos en cómo usar un taquímetro topográfico. La experiencia adquirida a lo largo de los años por parte de nuestro equipo de Topografía, nos da seguridad a la hora de abordar cualquier trabajo de topografía, tanto aplicada en levantamientos como en replanteo o asistencia de obra. Pregúntanos.

compartir

Subscríbete a nuestra Newsletter

Novedades en Topografía, Drones, Arqueología y mucho más

Forma parte de la red Global Mediterránea y Geomática